Ya sea por bloqueos en contra del aumento de las gasolinas, la ordeña de combustible o la inestabilidad económica,  180 gasolineras en la frontera norte del país se encuentran cerradas, lamentó la Organización Nacional de Expendendores de Petróleo (Onexpo).

El presidente de la organización, José García Elizondo, precisó que hasta el momento se encuentran cerradas 180 de sus 11 mil 500 gasolineras, la mayoría en el estado de Baja California Norte, situación que obliga a los habitantes de esa zona a cargar combustible en Estados Unidos.

“(El problema) Ha puesto en peligro a nuestros colaboradores, a nuestras familias, nuestros clientes y a la población en general que vive alrededor de una estación de servicio”, destacó el titular de la Opex quién recalcó que los precios de la gasolina los fija Hacienda y no las estaciones de servicio.

Asimismo también indicó que otros de los problemas por el que existe desabasto en esa zona debido a que la mayoría del combustible es transportado vía terrestre debido al aumento de las tomas ilegales de los ductos de gasolina de las que se obtienen 12 mil litros diarios y que ocasionan que su traslado a las estaciones de servicio demoré días.

El representante del sector de gasolineros, informó que la problemática se puede solucionar pues su organización ya está realizado reuniones con la Secretaria de Hacienda para obtener estímulos fiscales y evitar que algunas estaciones dejen de dar servicio, además se han reunido con la Comisión Nacional de Seguridad para evitar conflictos o bloqueos por el reciente aumento al costo a los combustibles.

José García Elizondo, presidente de Onexpo y Arturo Islas Flores, vicepresidente de Onexpo, durante conferencia de prensa para dar cifras sobre la cantidad de gasolineras cerradas en el país debido al desabasto, bloqueos y actos de vandalismo. | Foto: Cuartoscuro

Hemos estado en pláticas continúas con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, y ha sigo muy importante el apoyo brindado por parte de Petróleos Mexicanos y su director general para poder establecer soluciones prácticas que permitan aminorar este impacto al sector gasolinero, particularmente en la zona fronteriza“, informó García Elizondo.

“Lo que queremos es poder entre todos contribuir a generar certidumbre jurídica y económica para poder detonar las inversiones. Detonar inversiones que generen la infraestructura necesaria para que se pueda mover el combustible en el País de manera adecuada y que se puedan crear condiciones de mercado”, agregó el titular de la Onexpo.