Encuentran muerto al sacerdote michoacano que estaba desaparecido

Redacción POLÍTICA

 

José Alfredo López Guillén, el sacerdote michoacano que estaba desaparecido, fue encontrado muerto este domingo en un predio conocido como La Guayaba, en la comunidad de Janamuato, municipio de Puruándiro, según informó la Procuraduría General de Justicia del estado de Michoacán.

Dicha información también fue revelada hoy por la mañana por el cardenal de la misma entidad, Alberto Suárez Inda, en la homilía de este domingo. 

De acuerdo con los resultados de la necropsia, la causa de muerte del sacerdote fueron las heridas producidas por proyectil de arma de fuego, con una rigidez cadavérica de aproximadamente 120 horas, informó la procuraduría a través de un comunicado.

Fue desde el pasado 21 de septiembre cuando PGJE de Michoacán emprendió una búsqueda del miembro de la iglesia católica, luego que se recibió la denuncia de desaparición del sacerdote por parte de un familiar él. 

El sacerdote José Alfredo López fue visto por última vez la noche del lunes 19 de septiembre, cuando acudió a un establecimiento donde solicitó que le enviaran cuatro raciones de alimentos, mismas que le fueron entregadas personalmente en la parroquia después de las 21:30 horas.

El martes 20, el sacerdote no se presentó en la parroquia donde habituaba sus homilías, de acuerdo con lo manifestado por su secretaria, quien aseveró que pensó que el cura estaba con su familia.

Sin embargo, el miércoles 21, al ver que López Guillén seguía sin presentarse, avisó a un encargado de la parroquia, y éste a su vez a los hermanos del sacerdote, quienes se dirigieron al área de descanso de la parroquia, donde habitaba el religioso. 

Durante las investigaciones también se corroboró que dos vehículos propiedad del sacerdote, que usualmente permanecían dentro de la parroquia fueron sustraídos.

El pasado martes 20 de septiembre, agentes de Tránsito del citado municipio recibieron el reporte de que un vehículo de la marca Volkswagen, tipo Jetta, color blanco, con placas de circulación del Estado de Guanajuato, se encontraba volcado en la carretera Zacapu-Quiroga, a la altura de la comunidad de Santa Fe de la Laguna.

La PGJE dijo que no escatimará recursos en el desarrollo de las investigaciones para esclarecer este crimen y ratificó su compromiso de cerrar paso a la impunidad.

 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Te recomendamos
Suiza aprueba espiar a su población por teléfono e internet
  En Suiza dieron luz verde para aumentar los poderes del servicio secreto del país ...