Le amputan el pulgar por desarrollar cáncer al morderse las uñas [IMÁGENES]

La vida de Courtney Whithorn, quien vive en Queensland, Australia, ha cambiado por completo luego de que el hábito de morderse las uñas pusiera en riesgo su vida.
 
La preocupación de esta joven de 20 años comenzó cuando el pulgar de su mano derecha comenzó a ponerse negro. Un médico le quitó esa uña, realizó una biopsia y descubrió que había desarrollado un melanoma subungueal lentiginoso acral, un extraño tipo de cáncer.
 
La paciente necesitó dos operaciones para que le extrajeran toda la uña, pero eso no solucionó el problema. Entonces, los cirujanos decidieron seguir el protocolo para este tipo de situaciones: la amputación.
 
Para evitar esa medida extrema, la joven fue sometida a una tercera intervención para remover las células malignas que pudieran quedar, pero ese procedimiento confirmó la necesidad de quitar una parte del dedo, porque el análisis de dos ganglios linfáticos confirmó que el cáncer había comenzado a expandirse.
 
Advertencia: Las siguientes imágenes pueden herir la sensibilidad de algunas personas.
 

 
La víctima tuvo la última cirugía la semana pasada y aún aguarda los resultados para conocer su estado, aunque ya sabe que deberá someterse a controles exhaustivos durante los próximos cinco años.
 
“Si todavía aparece, tendrán que seguir cortando hasta obtener un resultado claro”, concluyó Courtney Whithorn.
 
Con información de RT.
 
Mantente informado en Twitter, síguenos en @insurgentehoy.