Triste pero cierto: Cada que navegas en internet desperdicias agua

admin TECNOLOGÍA TENDENCIAS

 

Cada vez que una persona revisa sus redes sociales, su correo electrónico o un vídeo a través de su teléfono celular, está gastando grandes cantidades de agua sin darse cuenta.

La razón es que la información que se recibe viene desde un centro de procesamiento de datos en algún sitio del mundo, donde se alojan un montón de computadoras que desprenden calor y que consumen grandes cantidades de energía y agua. 

De esa manera, viaja la información por la red y es posible conectarse desde cualquier parte del mundo en cualquier dispositivo. 

Según investigadores del Imperial College de Londres, tan solo en 2015 se gastaron aproximadamente 200 litros de agua en la descarga de un solo gigabyte de datos. La cifra es alarmante, ya que durante ese mismo año, el gasto promedio de celulares inteligentes en Europa Occidental ascendió a 1.9 GB al mes por cada habitante.

En Estados Unidos, la cifra alcanzó los 3.7 GB mensuales por habitante, según un informe de la compañía Ericcson. 

Los investigadores dijeron que la razón del problema responde al proceso fundamental de mantener los centros de datos refrigerados y la producción de enormes cantidades de energía para mantener en funcionamiento las instalaciones operativas.

“Es muy poco probable que cambie el comportamiento del consumidor, lo que hay que cambiar es el comportamiento de quienes gestionan los centros de datos” indicó Bill Thomson, especialista en tecnología. 

Por su parte, Amazon ya optó por el uso de granjas eólicas y por la gestión de una infraestructura que sea 100% renovable, por lo que ya cuenta con tres granjas eólicas y una solar, que le permitan generar la electricidad suficiente para abastecer a unos 150 mil hogares.

 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Te recomendamos
Las mujeres eligen hombres… ¡con genes similares a los de su padre!
Las mujeres que buscan pareja se guían por el olfato, y en esa búsqueda, muchas ...